Tratando de regresar...

Y es que es fácil, o relativamente facil irse, quién puede decir lo contrario? Sin embargo los retornos se vuelven complejos, a caso alguien es el mismo al momento de regresar? Por supuesto que no. Entre los tiempos por los que pasamos hay recuerdo de los olores de las calles que caminamos y hacen todavía eco en mi mente las conversaciones sostenidas. Y nadie guarda silencio para poder escribir. Tal vez siempre es bueno darse un silencio al regreso, para pensar la ausencia, reflexionar mis pasos y después escribir, compartir, unir, darle sentido.

El gesto de dar sentido al pasado se ha convertido en una "maña" aprendida, o en términos mucho más académicos (que no siempre son los mejores), en una operación historiográfica.

Ahora escribo como para resucitar mis dedos del frío que los congeló casi una semana en Ciudad Juárez.

Como siempre, escribimos pensando en alguien específico y suponiendo algún lector,esta ocasión no es distinta.

Gracias Dios la oportunidad de salir y regresar, por las conversaciones continuadas, concluidas e iniciadas, por los paseos agotadores en una ciudad que se antoja para descubrir, por los kilometros en silencio que dan transición, los autobuses en carretera.
Gracias...


Patricio,

Mamá de Patricio

Hermana de Patricia

Lili

Karla

Karina

Hasel

Compa de Patricio

Señor que vende hamburguesas en frente de la casa de Patricio

Comentarios

  1. ¡Bienvenido de vuelta al cyberespacio! Jaja... Por acá escuchamos que ya hace frío en Juárez (¡y también en el DF!), y que hubo 41 horas sin ejecuciones (¡gracias a Dios!)... ¿estaban buenas las hamburguesas? Saludos!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

El miedo de algunos evangélicos al Evangelio

Recomendaciones no solicitadas para cristianos universitarios

Año Nuevo: Finales, principios y el Apocalipsis