Creo que me estoy quedando prendado de tus ojos...
... y no sé si me podré detener....
me descubro encantado
.... que entre mis tiempos te pienso...

Comentarios

Entradas populares de este blog

El miedo de algunos evangélicos al Evangelio

Recomendaciones no solicitadas para cristianos universitarios

Año Nuevo: Finales, principios y el Apocalipsis